[ + Culturas]
Ceramica

El más conocido legado cultural de los Mochica es su cerámica, generalmente depositada como preciosa ofrenda para los muertos. Hombres, divinidades, animales, plantas y complejas escenas fueron representadas por sus artistas bajo la forma de imágenes escultóricas o vasijas decoradas a pincel.

Su famosa plástica asombra por la expresividad y perfección de verdaderos retratos de arcilla. Los cánones clásicos de perfección y realismo se reconocen aun en seres mitológicos, animales humanizados, hombres con atributos zoomorfos o partes combinadas de varios animales.

Sus pictografías derrochan vida y movimiento en las complejas escenas de ceremonias, combates, cacerías rituales y probables relatos míticos. En este ramo emplearon las técnicas alfareras del trabajo a molde lo cual incrementó su producción. Sin embargo, la vajilla para uso diario, utensilios domésticos y vasijas para agua fueron funcionales, sencillos y escasamente decorados.

Cerámica Escultórica
La cerámica Mochica fue básicamente
bícroma (rojo sobre crema).
Excepcionalmente en color naranja y muy pocos en negro ahumado transparente.  
 
Huaco Retrato
Son ceramios escultóricos.
Según la investigadora Anne Marie
Hocquenghem son verdaderos retratos de individuos o representaciones de
personajes con funciones precisas.